Bus Stop Romp

Este cómic porno te hará querer quedarte a esperar el bus en la parada todo el día si es posible. Todo comienza cuando una chica llega a la parada de autobuses justo cuando éste se está yendo; ella intenta correr detrás de él gritando que se detuviera, pero no tuvo suerte en ser escuchada. Comienza a maldecir al conductor por no haber tenido la bondad de esperarla cuando se iba acercando gritándole, pero al final no le queda más remedio que quedarse ahí. Si regresara a casa le sucedería lo mismo, así que lo mejor es que lo espere allí.

En medio de sus constantes maldiciones llega un chico a la parada, pero ella no lo nota porque directamente se dirige hasta el cartel que anuncia los horarios. No deja de preguntarse porqué sus abuelos tienen que vivir gan lejos, sino fuese por eso no tendría que tomar autobuses tan complicados. Para ella es imposible entender esos horarios, y justo cuando está por desistir e irse, se da cuenta de la presencia del jovencito. Ella se inclina para hablarle y le pregunta si sabe cuándo pasará el próximo bus; el chico lo piensa un poco, y responde que aproximadamente dos horas.

Ella se sienta derrotada junto al chico, contando que tiene una cita con un chico este día, realmente no habría querido llegar tarde. Mientras ella está en su lamento y se sumerge en sus pensamientos, el chico aprovecha para echarle un vistazo a sus enormes pechos que sobresalen del escote. Su mirada es tan intensa que ella acaba por darse cuenta y voltea a verlo haciendo que él desvíe rápidamente la mirada como si nada. Sin embargo su notoria erección lo delata, y ella no se corta en hacerlo evidente ya que sin vergüenza alguna estira su mano y la toca.

Definitivamente ella no está dispuesta a quedarse esperando aburrida en la parada, por eso le pregunta al chico si quiere un poco de diversión durante la espera. Por supuesto que el chico acepta semejante oferta tan tentadora, y a partir de este momento comienza todo lo bueno… Ella baja el escote de su vestido y comenta que aunque no llevaba sujetador para sorprender a su novio, hoy puede ser el chico quien lo disfrute. Él está muy impresionado de que realmente esté sucediendo eso, una gran milf poniéndole los pechos en la cara mientras se sienta en sus pequeñas piernas.

No va a desaprovechar esa oportunidad, así que hunde su cara en sus pechos para devorarlos mientras comienza a follar su húmedo coño. Ella lo monta como toda una veterana, dándole un inmenso placer que jamás había alcanzado ni siquiera con diez pajas al día. Por eso el chico comienza a sentir que está por correrse, y cuando lo anuncia ella se detiene y le enseña que un hombre de verdad no se rinde tan fácilmente. Y como aún les queda mucho tiempo para follar, la mujer se pone en cuatro apoyándose sobre el banquito y espera a que él le vuelva a meter la polla.

Así continuaron follando en diversas posiciones durante un buen rato, sin siquiera cortarse por el lugar en el que estaban. Cuando el autobús llega, dejando muy claro que llevan alrededor de dos horas follando, el chófer pregunta tímidamente si se van a subir. Pero como la mujer quiere seguir montando esa polla, le dice que ellos tomarán el siguiente.

Sé el primero en valora este Comics.

Promedio: 4 / 5. Votos: 2

Categorías
Etiquetas