Daughter Of The Void – Strong Bana

La hija del vacío Kai’sa se había dispuesto a enfrentar al atemorizante monstruo, determinada a derrotar a la aterradora emperatriz del Bel’veth. La malvada emperatriz había sido la causante del horripilante ataque al vacío del cual solo Kai’sa y su padre sobrevivieron.

Bel’veth le ofreció un trato en el que la dejaría vivir si la ayudaba a destruir a los Vigilantes. Al ver la negativa de Kai’sa, Bel’veth admitió que el único motivo por el que la mantuvo viva todos estos años era para esperar a que estuviera lo suficientemente madura para follarla legalmente. Seguidamente, usó sus tentáculos para sujetar a Kai’sa y hacer trizas su traje.

A cambio de perdonar a los de su especie, la emperatriz sugirió que entregara su cuerpo y que se volviera completamente sumisa, renunciando a su orgullo y dignidad. La villana comenzó a jugar con el coño de la chica, abriéndolo y cerrándolo mientras preparaba su enorme lengua para chupar sus interiores.

Su lengua recorrió cada centímetro de su coño, saboreando cada recoveco de su coño mientras sus tentáculos la sujetaban de la cintura y sus tetas, chupando sus pezones como ventosas. La estimulación casi hace que perdiera la cabeza.

Con su coño húmedo, Kai’sa estaba lista para probar el enorme pene venoso del lobo del vacío. El animal embistió el culo de la chica desde atrás, rebajándola al nivel de una bestia corriente. Los constantes gemidos que salían de Kai’sa en una posición tan lasciva la hacía parecer una perra en celo.

Mientras el lobo revolvía las entrañas de la chica con su pene, Bel’veth aseguró que esto solo era para prepararla, ya que si le metía su pene, no podría soportarlo. Acto seguido, la emperatriz dejó ver su enorme pene doble, el cual palpitaba con ansias.

Las enormes tetas de Kai’sa rebotaban a medida que el lobo llenaba su interior con su polla. Dirigió su mirada llena de ira y placer hacia Bel’veth, la cual estaba metiendo forzosamente en su boca. El lobo y la emperatriz se corrieron a la vez, llenando sus agujeros del espeso líquido blanco.

El cuerpo de Kai’sa se estremecía de placer mientras experimentaba un intenso orgasmo. El semen del lobo había llenado por completo su vientre hasta rebozar. Aunque su voluntad seguía sin quebrarse, por lo que la villana se decidió a usar su pene para hacer que se rindiera de una vez por todas.

La villana la sujetó por detrás, colocándola sobre su pene mientras Kai’sa suplicaba. No iba a soportar algo tan grande dentro, iba a estropear sus entrañas. El pene de la emperatriz se deslizó lentamente hacia adentro, estirando el coño de Kai’sa de a poco.

El grotesco miembro de la mujer estaba expandiendo el vientre de Kai’sa. Tanto que la figura de su pene podía verse claramente dentro de ella. Una vez dentro, la emperatriz comenzó a moverse, retorciendo el interior de su estrecho coño.

La mujer seguía intentando convencerla de que se rindiera, mientras la sometía con su pene. El enorme y venoso miembro continuó apuñalando sus entrañas hasta que el coño de Kai’sa adquirió su forma. Su cuerpo estaba tan caliente que ya no podía soportarlo. El pene de Bel’veth creció incluso más, a punto de correrse.

Finalmente, Bel’veth dio una última embestida, vaciando su espeso semen dentro de la chica. Ya no cabía más en su vientre. Aunque Kai’sa parecía a punto de rendirse, Bel’veth no se detendría hasta que esta perdiera el conocimiento del placer

Sé el primero en valora este Comics.

Promedio: 5 / 5. Votos: 1

Categorías