The Teacher of my Dreams – 8muses

Migha no podía evitar fantasear con su despampanante profesora mientras admiraba su redondo trasero y la ropa interior que podía apreciarse claramente bajo su corta falda. El chico solía pensar que la mujer intentaba provocarlo, ya que siempre se paraba cerca de su escritorio.

Al terminar su clase, el chico le pidió que le ayudara con su tarea, con segundas intenciones en mente. La mujer accedió y cerró la puerta con llave para que nadie los interrumpiera. Tan pronto como comenzó la lección, la mujer dejó ver que realmente ella también tenía otras intenciones.

Al comienzo el chico se hizo el tonto, intentando disimular las ganas que tenía de follarse a la profe. Sin embargo, la mujer sabía que el chico estaba actuando y le preguntó si le había gustado su ropa interior. Ella sabía que él había estado mirando su culo maliciosamente.

El chico aseguró que no había visto bien su ropa interior y le pidió que lo dejara verla otra vez. Seguidamente, la mujer se quitó su falda preguntándole si se limitaría únicamente a mirar, a lo que el chico respondió quitándole la blusa y dejando ver sus enormes tetas.

Como primera lección, la mujer le indicó que debía lamer su coño con su lengua. El chico obedeció lamiendo sus labios, acariciando tímidamente con su lengua hasta adentrarse en su vagina. Al darse cuenta de que él estaba dominando la técnica, le pidió que lamiera más rápido.

Luego de lamer su coño, Migha comenzó a lamer sus enormes tetas, chupando sus pezones intensamente como si intentase ordenarlas. Sin dudarlo, el chico comenzó a frotar su polla en la entrada del coño de la profesora. Ella admitía que era muy bueno para ser su primera vez, aunque él aseguró que ya se había follado a la mitad de sus compañeras.

Antes de que ella se diera cuenta, Migha empujó su enorme pene dentro de su vagina madura. El coño de la profesora estaba chorreando sus jugos de la emoción, mientras sentía como el gran pene de su estudiante recorría su interior. Las tetas de la mujer rebotaban mientras el chico embestía su vagina enérgicamente.

El chico la tomó por los muslos y embutió su pene hasta el fondo como un taladro, hasta que la profesora se corrió con un fuerte orgasmo. Para la siguiente lección, la mujer lo retó a embestir su coño desde atrás, ofreciendo su culo en posición de perrito a su joven estudiante.

Migha aceptó el reto y metió su pene hasta el fondo, llevándola a otro nivel de placer. Se sujetaba de sus anchas caderas y sus enormes senos, mientras hacía que su profesora experimentara orgasmo tras orgasmo. La energía y la agilidad con la que meneaba sus caderas impulsaba a su pene a explorar cada rincón del coño de su profesora.

Aunque había hecho que su profesora bañara su polla de sus jugos del amor, él todavía no había acabado. La profesora se dispuso a exprimir su joven pene hasta que sus bolas quedaran vacías, por lo que tomó el control y comenzó a montarlo determinada a sacarle hasta la última gota.

Sé el primero en valora este Comics.

Promedio: 4 / 5. Votos: 1

Categorías