La Esclava 4 – Joru

Jessy es una esclava sexual que no para de follar con casi todos los chicos de su colegio, y nunca pierde la oportunidad de grabar cada uno de sus encuentros. En esta oportunidad primero la encontramos follando a uno de sus profesores, montando fuertemente su boca. Su profesor la llena toda de semen mientras su coño chorrea fluidos que se entremezclan con la leche él. Ella ha pensado que su profesor ha parado, pero en realidad él quiere seguir follándola aún después de acabar.

Luego la vemos follándose a otro profesor en el gimnasio del instituto, montando su polla como solo ella sabe. Su gran trasero rebotando sobre él mientras el profesor siente como los líquidos de la chica empapan su pene. Jessy lo cabalga fuertemente con la condición que él ayude a todos sus compañeros a pasar el curso.

Su siguiente encuentro es con un fanático virgen que se muerte por penetrarla y hacerla gozar como ha visto en todos sus vídeos. Jessy debe ser muy buena con el chico y darle una excelente estrenada; por eso se viste muy sexy para recibirlo.

Cuando por fin se encuentran, ella se pone en cuatro con las piernas muy abiertas para él. Con una buena vista de su coño, el chico clava su erecta polla adentro y comienza a empotrarla rudamente. Ella le pide que no se detenga y la folle con todas sus ganas. Él está muy emocionado por perder la virginidad con la chica de todas sus fantasías.

Mientras tanto, una fanática de Jessy se encuentra en su habitación disfrutando de sus vídeos. Esperaba encontrar un nuevo vídeo de su actriz porno favorita, pero se encuentra con la sorpresa de que Jessy había follado con un vecino, pero entre la calentura y la emoción el chico olvidó grabar el encuentro. Solo pudieron grabar un pequeño fragmento del encuentro, donde se ve a Jessy gozando en cuatro mientras recibe fuertemente la polla del chico.

La chica continúa viendo los otros vídeos de Jessy donde es fuertemente follada por los chicos de la escuela y sus profesores. Sintiendo envidia de lo mucho que goza de las distintas pollas que la empotran. Ella quiere ser como Jessy y ser follada por todos en el colegio. Mientras tanto disfruta con su consolador dentro que le genera demasiado placer.

En ese momento llega su padre y ella pretende estar bien y disimula todo el placer que le está generando el consolador. Mantiene una conversación casual con él sobre su futuro como monja, ya que es lo que su madre hubiera querido. Ella le dice que seguirá el deseo de su madre de ser monja para que su padre se vaya tranquilo.

En cuanto se quede sola aprovecha para jugar un poco más con su consolador y metérselo por el culo fuertemente. Le excita mucho pensar en la cantidad de pollas que le encantaría tomar siendo monja.

Sé el primero en valora este Comics.

Promedio: 5 / 5. Votos: 2

Categorías
Etiquetas